Síguenos
Un sistema mecánico unirá los barrios de San Julián y el Ensanche de la capital Un sistema mecánico unirá los barrios de San Julián y el Ensanche de la capital
Ladera entre los dos viaductos donde se podría ubicar un acceso mecánico para conectar San Julián y el Ensanche

Un sistema mecánico unirá los barrios de San Julián y el Ensanche de la capital

Un proyecto incluirá un estudio para su ubicación

El Ayuntamiento de Teruel volverá a sacar a licitación, por 50.000 euros, la redacción del proyecto de restauración ambiental, intervención paisajística y acondicionamiento para uso público de las laderas de la ciudad. Las zonas de actuación serán la cuesta de la Enriqueta, el entorno de la plaza de toros y bajo viaductos, así como la ronda Liberación y la cuesta de Cofiero. Este contrato salió este verano al perfil del contratante pero se paralizó la contratación y ahora volverá a salir a licitación incorporando el estudio de un sistema mecánico para mejorar la accesibilidad entre el Ensanche y el barrio de San Julián, además del  la ejecución de zonas de paseo y estancia, plantaciones y riego en el ámbito de actuación previsto en las bases.

“Queremos que estas laderas se conviertan en un nuevo pulmón verde de la ciudad”, comentó ayer la alcaldesa, Emma Buj, “y que formen parte del paisaje urbano con sendas peatonales que las integren en el paseo de los turolenses”; comentó.

Pero además, se pedirá un estudio para ver la mejor ubicación de la futura instalación de un nuevo acceso mecánico entre el nuevo conservatorio y centro social de San Julián con el barrio del Ensanche, comentó la alcaldesa. Y añadió que con esta actuación, “ganaremos estética y medioambientalmente”.

Las principales actuaciones serán el ajardinamiento con especies de corte forestal y ornamental, la instalación de la red de riego, la ejecución de los paseos y la mejora de la iluminación.

A la hora de redactar el proyecto además se tendrá que tener en cuenta el acceso de la maquinaria necesaria para trabajar, el sistema de ejecución que garantice la estabilidad y la seguridad de las viviendas del entorno.

Las actuaciones en las diferentes laderas tendrán que prever además que se deberán realizar dentro del ámbito de actuación del Centro Histórico, por lo que tendrá que recibir la aprobación de la Comisión Provincial de Patrimonio.

El estudio tendrá que valorar qué mecanismo es el más adecuado para salvar el desnivel entre los barrios de San Julián y del Ensanche y cuál es el mejor emplazamiento.

La alcaldesa recordó ayer que la ciudad ya cuenta con dos ascensores públicos, el del Óvalo y el de la estación de autobuses, y otro más en proyecto, entre el barrio del Carmen y el Centro Histórico, que está pendiente de ser informado por el Ayuntamiento y por Patrimonio.

Los vecinos del barrio de San Julián han demandando esta conexión con el Ensanche e incluso presentaron un estudio para ubicarlo entre los dos viaductos.

El avance del PGOU también recoge un mecanismo de conexión entre los dos barrios de la ciudad teniendo en cuenta además la apertura del conservatorio de música el pasado curso que se completará en los próximos meses con la entrada en funcionamiento del Centro Social y Cultural ubicado en el antiguo asilo de San Julián.

El redactor recomienda