Síguenos

338_1200x150incendios.gif banner click 338 banner 338

347_1200x150-festivales-verano.gif banner click 347 banner 347

Veinte bodegas  se citan en la Feria del Vino de Cretas más esperada Veinte bodegas  se citan en la Feria del Vino de Cretas más esperada
XX edición de la Feria del Vino de Cretas, en abril de 2019. M. N.

Veinte bodegas se citan en la Feria del Vino de Cretas más esperada

La IGP Bajo Aragón y la DO Terra Alta se reencuentran con el público 3 años después

Un total de 20 bodegas participarán este fin de semana en la XXI edición de la Feria del Vino de Cretas, certamen que se verá complementado con los 90 puestos del XVI Mercado Medieval.

Entre las bodegas, habrá 12 de la Indicación Geográfica Protegida (IGP) Vinos del Bajo Aragón, de las cuales tres son de la localidad anfitriona y ocho de la provincia de Teruel. Además, llegan seis de la Denominación de Origen (DO) Terra Alta (Tarragona), una de la provincia de Castellón y otra con su sede a caballo entre la Terra Alta y Maella.

En concreto, las bodegas turolenses que harán las delicias de los aficionados a los vinos de kilómetro cero serán: Cooperativa del Campo San Pedro, Venta d'Aubert, Mas de Torubio (Cretas); Bayod Borrás (Fórnoles); Bodegas Salvador y Bodegas Crial (Lledó), Amprius Lagar (Calaceite) y Démeter de Tastavins (La Portellada).

Será nombrado embajador de los vinos de la tierra el alcalde de Calanda y diputado en el Congreso, Alberto Herrero, que sucederá en el cargo a la alcaldesa de Teruel, Emma Buj, y a la exdiputada en Cortes de Aragón Yolanda Vallés. El reconocimiento le llegará a Herrero en la mañana del sábado, misma franja que se ha elegido para fallar los premios de la cata concurso que se celebra este viernes. Participan vinos blancos, tintos y rosados jóvenes, y tintos crianzas que optarán a llevarse un primer o segundo premio en cada una de las cuatro categorías en que se dividen los dos galardones en liza: Mejor Vino IGP y Mejor Vino de la Feria. En total, 16 diplomas.

El alcalde de Cretas, Fernando Camps, mostró su satisfacción por la recuperación de la Feria del Vino de la localidad bodeguera tres años después. “Hemos tenido que esperar demasiado tiempo y por eso la gente tiene tantas ganas. Este año vamos a batir todos los registros y no será una exageración decir que habrán pasado por la feria más de 3.000 personas”, destacó.

Camps subrayó que todos los bodegueros “tienen mucha ilusión” de mostrar sus vinos, pues “la de casa siempre es la primera presentación” aunque después vayan a otros certámenes.

La calidad volverá a predominar frente a la cantidad en esta feria, una de las mejores del sector en todo Aragón.

Público del Matarraña, Bajo Aragó en general, Tarragona, Castellón y Zaragoza se acercará al Matarraña para degustar las propuestas de este año, que se podrán catar con el mismo sistema de tiques que en otras ediciones. Como novedad, habrá tapas y bocadillos para acompañar en el patio de las escuelas.

Mercado Medieval

Además, durante todo el fin de semana, en las calles del casco histórico de Cretas se instalará un Mercado Medieval con 90 puestos de productos artesanos, talleres de oficios y espectáculos teatrales callejeros, por el que familias y cuadrillas de amigos podrán pasear, disfrutando de las actividades paralelas.

La noche del sábado se celebrará una cena popular en el pabellón multiusos, tras la cual habrá una disco móvil para animar la fiesta hasta bien entrada la madrugada.

De esta forma, Cretas potencia en un doble evento la agroindustria y el turismo, dos pilares fundamentales para el mantenimiento de la población en la provincia de Teruel. Las casas rurales del Matarraña estarán llenas este fin de semana y también los restaurantes.

“La gente tenemos muchas ganas de salir y de volver a la normalidad, por eso este año esperamos que el mercado esté mucho más animado que de costumbre”, dijo la presidenta de la Asociación Medievo de Cretas, Asunción Llerda.

“Igual nos hacía falta un poco de parón para cogerlo con más ganas”, reconoció Llerda en nombre de la asociación y los vecinos, que no han parado de pedir escudos medievales pero “para este año no ha habido más tiempo”.

El redactor recomienda