Síguenos

338_1200x150incendios.gif banner click 338 banner 338

347_1200x150-festivales-verano.gif banner click 347 banner 347

Marcos Bronchal recoge el testigo en Santa Eulalia para interpretar a Cristo Marcos Bronchal recoge el testigo en Santa Eulalia para interpretar a Cristo
Marcos Bronchal, subido a la burrica durante la procesión del Domingo de Ramos

Marcos Bronchal recoge el testigo en Santa Eulalia para interpretar a Cristo

Las escenas de la Pasión se intercalan por el pueblo durante la procesión de Jueves Santo
banner click 236 banner 236
Cruz Aguilar
Santa Eulalia del Campo retoma la actividad religiosa en Semana Santa tras el parón al que obligó la pandemia en los dos últimos años y lo hace con un nuevo Cristo. Marcos Bronchal recoge el testigo de Pablo Torres –que representó el papel durante 21 años– y este Jueves Santo tendrá el protagonismo durante la representación de la Pasión de Jesucristo que se llevará a cabo en el marco de la procesión del Jueves Santo por la noche.

Las diferentes escenas de la pasión, como la última cena, la flagelación o el juicio ante Poncio Pilatos se intercalan a lo largo del recorrido, en diferentes puntos del casco urbano de la localidad. El inicio de esta procesión que es, sin duda, la más emblemática de todas las que se llevan en Santa Eulalia, será este jueves a las 21 horas.

En total en las escenas toman parte más de una veintena de personas. Manolo Paricio, que es uno de los miembros de la Cofradía de la Sangre de Cristo y de la Misericordia, que es la que organiza la Semana Santa en la localidad, precisó que uno de los problemas a los que se enfrentan es a la imposibilidad de realizar los ensayos con antelación. “Se ensaya el mismo día por la mañana y ahí se cubren algunos de los papeles”, comenta. Quien sí ha preparado con mayor antelación su papel es el Cristo, Marcos Bronchal, que ha contado con la ayuda de su antecesor para explicarle todos los pormenores de la interpretación.

La representación se lleva a cabo en la localidad desde hace más de dos décadas y se inició con un par de escenas a las que se fueron sumando otras a medida que aumentaba el número de voluntarios. “Primero comenzamos con el juicio de Poncio Pilatos, pero luego añadimos la última cena, el beso de Judas y otras”, relata Paricio. La procesión y la representación finalizan en la puerta de la iglesia, donde tiene lugar la crucifixión. “Se intenta hacer dentro de nuestras posibilidades lo más real posible”, comenta el integrante de la cofradía.

Esta representación no es la única singularidad de Santa Eulalia donde la Rompida de la hora no anuncia la muerte de Cristo, sino su resurrección y tiene lugar el Sábado Santo, a las 12:30 de la noche y es “un motivo de alegría, no de llanto ni de tristeza”, expresan desde la cofradía. Manolo Paricio apunta que el Sábado Santo los cofrades participarán en una comida de hermandad y, tras la Celebración de la Vigilia Pascual, será la Rompida en la plaza del Ayuntamiento, donde después todos los asistentes compartirán pastas y mistela.

El Viernes Santo también habrá varios actos religiosos, como el Vía Crucis del Encuentro, donde sacarán en procesión al Ecce Homo, la Dolorosa, la Magdalena y San Juan. A las 18:30 horas será el oficio litúrgico de la Pasión del Señor con el rito del descendimiento de la cruz. Por la noche, a partir de las 21 horas se hará la procesión del Santo Entierro, con los pasos del Cristo Yacente, la Magdalena y San Juan.

Manolo Paricio indica que en Santa Eulalia los pasos se sacan a hombros, aunque para el Ecce Homo disponen de un carro con ruedas que se utiliza si no hay suficientes cofrades para portearlo a hombros, algo que confían en que no ocurra este año, en el que hay un gran interés por participar en los diversos actos festivos.  En las procesiones de Santa Eulalia cuentan con la participación de una treintena de tambores y bombos.

El redactor recomienda