Síguenos
Víctor Bravo: “El árbitro no estuvo a la altura, pero los equipos sí” Víctor Bravo: “El árbitro no estuvo a la altura, pero los equipos sí”
Guille es presionado por un contrario en el partido dispuado este domingo en el campo de LEs Fonetetes entre el CD Teruel y el Cerdanyola. Agencia LOF

Víctor Bravo: “El árbitro no estuvo a la altura, pero los equipos sí”

El entrenador del CD Teruel se ratifica en cómo el árbitro condicionó el resultado del partido
Incluso después de  haberse dejado los tres puntos en el desplazamiento a Les Fontetes de este domingo, donde el Cerdanyola acortó distancias con los rojillos infligiéndoles la primera derrota de un fulgurante arranque del Campeonato, el Club Deportivo Teruel sigue al frente de la clasificación del Grupo III de la Segunda RFEF.  Con18 puntos en el bolsillo, todavía aventaja en uno a los catalanes que, eso sí, ya les respiran en la nuca. Sin embargo, en el vestuario turolense se respira tranquilidad entendiendo que el equipo está haciendo las cosas bien y, a pesar de lo igualado de la competición, a estas alturas de liga el equipo ya ha jugado contra algunos de los rivales complicados del cuadro.

El técnico del CD Teruel, Víctor Bravo, insistía ayer en cómo las decisiones arbitrales condicionaron el resultado e insistía que le molestaban más “la derrota que las sensaciones”.

A pesar de lo abultado del resultado, el técnico rojillo sabía antes de saltar al césped de Les Fontetes que el del domingo no iba a ser un encuentro fácil. Ya lo adelantó el sábado, y ayer recordaba Bravo que “esperaba un partido como el que fue. Tal como sucedió”, aunque insistía en que “lo único que no esperaba era un arbitraje de tan poca calidad como el que tuvimos”, dijo el entrenador. Para el técnico, al colegiado le “quedó grande el partido”.

Víctor Bravo seguía ayer, 24 horas después de haber terminado el encuentro, molesto por las decisiones arbitrales. “Sin desmerecer al rival, porque compitió muy bien y tiene bien cogido el campo, es verdad que el árbitro no estuvo a la altura de este tipo de partidos. Nos sacó hasta siete amarillas y faltas continuas. No midió a los equipos por el mismo rasero”, lamentó el técnico, quien no entendía los motivos por los que se señaló el primer penalti “en un campo como ese”. Insistía Bravo en su sorpresa ante la lluvia de tarjetas amarillas a la que se sometió a sus jugadores “cuando ellos entraban, como mínimo, con la misma agresividad que nosotros”.

“El árbitro no estuvo a la altura, pero los equipo sí”, sentenció el técnico, que no escatimó en elogios a sus jugadores. “El CD Teruel compitió muy bien del primer minuto al último y nunca se dio por vencido. Luchó todos los balones” e incluso recordó que los rojillo dieron”un palo” y dispusieron de algunas oportunidades.  “Yo no les puedo pedir a los jugadores nada más porque la actitud fue inmejorable e hicimos el fútbol que habíamos ido a hacer”, afirmó lamentando a continuación la imposibilidad de “luchar contra ese tipo de arbitrajes”.

Y, claro, jugar contra un equipo como el Cerdanyola, en un campo tan particular como el suyo, cuando tiene el marcador a favor es todavía más complicado porque le es muy fácil blindar la portería. “Es la clave. El primer penalti, las faltas y todas las tarjetas poco apoco te van minando y te condiciona. Después se adelantan en el marcador y tú ya no puede entrar fuerte porque te han sacado tarjeta a toda la parte de atrás de la defensa. Son circunstancias  contra las que es muy difícil competir”, insistió Bravo que insistía una y otra vez su satisfacción con “el espíritu y la actitud” de su equipo durante los 93 minutos de partido, que aún cuando perdía por 3-0 seguía atacando tratando de generar ocasiones. 

Incluso el técnico rechazó el poder haber hecho algo diferente para haberse llevado el partido. “Es un partido que, gracias a Dios, no vamos a tener otro con estas características este año porque es un fútbol que no es normal por las circunstancias del rival, del campo, etc”, por lo que aseguró que no puede “sacar conclusiones ni hacer autocrítica porque fuimos a hacer el partido que teníamos que hacer y se hizo lo que se tenía que hacer, más allá del resultado”.

Más aún, tras señalar el duelo de este pasado domingo como una situación aberrante en el calendario liguero, rechazó aprender nada de la experiencia porque “no va a tener nada que ver con el partido que vamos a tener este domingo” en Pinilla frente al Terrasa FC “porque va a ser un partido totalmente diferente”.

El grupo más complicado

A pesar de que el comienzo de competición del Club Deportivo Teruel ha sido inmaculado, los rojillos son los líderes de grupo con menos puntos y que menos goles ha marcado. Todo ello obedece a la complejidad del Grupo III, el más duro de la nueva categoría.

“El grupo más potente ha sido siempre el catalán y balear, como ya lo era en Segunda B, por presupuesto y porque Catalunya tiene mucos federados por lo que hay muchos jugadores de calidad en esa zona”, explicó el técnico del CD Teruel, Víctor Bravo, que recordaba que en la extinta Segunda B “casi siempre ascendían equipos del Grupo III”, que “por nivel de equipo y presupuestos es el más complicado”, dijo. Por ello, el técnico encontró justificado que los primeros clasificados lleven menos puntos que los líderes de otras zonas.

Y Bravo justificaba ayer estas razones con datos. El CE Europa, con el que el CD Teruel empato 2-2 en Pinilla en la primera jornada liguera, es penúltimo de la tabla, lo que a juicio del técnico rojillo explica lo igualado de los 18 equipos que militan en el Grupo III.

“En otros grupos entre la parte de abajo y la de arriba (de la tabla) hay mucha diferencia de calidad y de presupuesto que en el III no existe”, explicó.

Este mismo argumento explicaría que el Grupo del CD Teruel, junto con el V, sean en los que los equipos han marcado menos goles. EL CD Teruel lidera el Grupo catalán con 12 goles y La Nucía es primero del Grupo V con 13 dianas. Mientras, el Córdoba es el líder de grupo con más dianas con 22, seguido del Racing Rioja con 21 y Unión Adarve, con 17, como líderes de los Grupos IV, II y I, respectivamente.

A la igualdad de los equipos imperante en el grupo de los turolenses se suma, además, la existencia de campos de fútbol que no están en las mejores condiciones como el del Cerdanyola, Formentera o Ebro, entre otros en los  que es frecuente que los visitantes no acierten a marcar muchos goles.

Ahora el CD Teruel visitará campos que previsiblemente estarán en buen estado como Los Pajaritos, la Ciudad Deportiva  o el Alcoraz.

Realismo 

El CD Teruel habría gastado este fin de semana el comodín que suponía la ventaja de cuatro puntos sobre sus perseguidores para poder seguir al frente de la clasificación. Sin embargo, el entrenador apuesta por la prudencia como vía para sacudirse la presión. “Nosotros tenemos muchos comodines”, afirmó Bravo sobre este punto recordando que el objetivo de los turolenses esta temporada es asegurar la permanencia. 

“Si el objetivo fuera ser campeones o quedar primeros, sí. Pero nosotros tenemos un colchón de muchísimos puntos. Aunque vamos a ir a competir cada domingo, nosotros  tenemos los pies en el suelo. Somos líderes circunstancialmente . Y aunque es cierto que nos lo hemos ganado con nuestro esfuerzo y nuestro fútbol , pero no nos podemos meter la presión porque nuestro objetivo e salvar la categoría”.
 

El redactor recomienda