Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

María Teresa García y Javier Salcedo, ganadores de Desafío Buñuel 2021: “Para nosotros ya era un premio y un regalo salir con un corto hecho en Teruel” María Teresa García y Javier Salcedo, ganadores de Desafío Buñuel 2021: “Para nosotros ya era un premio y un regalo salir con un corto hecho en Teruel”
María Teresa García y Javier Salcedo con dos de los premios de ‘Eucaristía’

María Teresa García y Javier Salcedo, ganadores de Desafío Buñuel 2021: “Para nosotros ya era un premio y un regalo salir con un corto hecho en Teruel”

“Aquí se puede rascar muchísimo en los exteriores y hubiese estado bien poder rodar más en la calle”

María Teresa García y Javier Salcedo son los directores del corto Eucaristía, el gran triunfador del IV Rally Desafío Buñuel, organizado por la Fundación Amantes y el Gobierno de Aragón, al haberse llevado los premios a la Mejor Película, Dirección, Público y Actor.

- ¿Cómo han vivido este gran éxito al haber ganado cuatro premios con su película?

María Teresa García.- No nos lo esperábamos. Por la mañana estábamos en otro punto totalmente distinto al que terminanos el sábado, porque habíamos tenido problemas de edición y complicaciones. Cuando lo vimos en pantalla grande nos sentimos muy satisfechos, pero tampoco lo esperábamos.

Javier Salcedo.- Fue un cambio radical de la mañana a la noche. Bueno, así es este rally, que vas cambiando de emociones de una hora a otra. Yo cuando dejé de montar, que fue sobre las cinco de la madrugada, me acosté y seguía el resto, y no quería mirar a mi ayudante de dirección a los ojos porque pensé que teníamos un fracaso y que todo estaba muy mal. Hasta que no vi el corto no sabía muy bien qué iba a pasar.

- Pues la película les ha quedado redonda, muy siniestra, potente, asfixiante al final. Y además han coincidido  el jurado oficial y el público en destacar su trabajo sobre el resto.

J. S. - Sí, y además si algo nos emociona es que al público también le guste porque lo mejor que nos llevamos de Teruel es que hemos estado como en casa.

- Ahora habrá que pulir el corto para terminar de darle forma con más reposo.

M. T. G. - Lo primero que haremos será trabajar un nuevo montaje, porque cuestiones como el ritmo en 48 horas no da tiempo. Además, nosotros no teníamos figura de montador.

J. S. -Hemos estado haciendo turnos como en una carrera.

M. T. G. - Sí, exacto, una carrera de relevos. Ahora hay que ver el ritmo del corto, afinar eso y el sonido que es lo que menos tiempo hemos tenido de editar, y cuadrar el color y la música. Tenemos también mucho material que no se ha podido ver en este primer corte.

- ¿Qué recorrido piensan darle al corto?

J. S. - Con los cortometrajes se tiene a veces como una idea en la cabeza y hasta que no la ves no caes en dónde funcionaría bien. Lo puedes intuir, pero ahora que lo he visto acabado puede encajar en festivales de terror y de género.

- Y comedia negra.

J. S. - Sí, sí, me ha sorprendido porque eran momentos que tenían un poquito de humor pero no esperaba escuchar risas, y la gente respondió muy bien.

M. T. G. - También nos han comentado que esta historia a lo mejor puede dar más en plan de alargarlo. No sé, es cuestión de echarle un vistazo a ese guion para ver qué recorrido puede tener en otro formato diferente.

- ¿Cómo dieron con esa historia? ¿Tenían algo pensado previamente o surgió a partir de las bases de este rally?

J. S. - Surgió condicionado al ver las bases del concurso. Vimos Viridiana esa tarde y empezamos a hablar sobre el tema y cómo se correspondía con los tiempos de ahora. Al principio era algo más cotidiano, pero luego empezaron a surgir cosas fantásticas en nuestra idea.

- ¿Conocían bien la obra de Buñuel?

M. T. G. - Sí, aunque es verdad que yo Viridiana, en particular, no la recordaba y la tuvimos que volver a poner para ver qué nos interesaba de la película. Y nos interesó este tema de la idealización de la pobreza y de la bondad inherente a ella, y pensamos que había algo que se podía explotar. Me di cuenta entonces de que Viridiana estaba ahora muchísimo más viva que incluso en el momento en que se hizo.

- Exteriores de Teruel hay pocos, básicamente solo en la Catedral. ¿Les hubiese gustado poder sacar más la ciudad?

M. T. G. - Viendo cuando llegamos aquí cómo era la ciudad pensamos que había muchos sitios chulos.

J. S. - Hay muchos sitios en la ciudad para lucirla. El corto al final cuenta una historia que se desarrolla casi toda en interior, pero en esta ciudad se puede  rascar muchísimo en sus exteriores y hubiese estado bien poder rodar más en la calle. Ahora, si me dices rodar más planos en 48 horas, te diría que no quería grabar más, pero sí tengo la sensación de que sería bonito poder grabar cosas cerca de la Escalinata, por los puentes, porque son sitios espectaculares.

- Han optado por una realización con planos cortos hasta casi asfixiar al espectador. ¿Lo concibieron así desde el principio o les condicionó el interior donde rodaron?

J. S. - Queríamos hacerlo así. Realmente íbamos con un guion técnico e incluso un story board porque queríamos ver si funcionaba a nivel de imágenes todo lo que queríamos transmitir dentro de los recursos que teníamos. Cada vez los planos se hacían más cercanos y todo se volvía más aberrado conforme la locura de la noche se volvía más febril.

M. T. G. - Queríamos mantener así esa tensión y esa atmósfera más asfixiante sobre el protagonista.

- ¿Qué les ha parecido el rally y haber rodado en Teruel?

M. T. G. - Llevamos a nuestras espaldas varios rallys de 48 y 72 horas y creo que ninguno ha sido como este. Yo nunca me había sentido tan acogida por la gente.

J. S.- Y eso ha permitido que hubiera un nivel altísimo porque el resto de cortometrajes han estado estupendos. En un rally de 48 horas es muy fácil que no se entienda el producto, y pensé que nos iba a pasar a nosotros. Todos los cortos se entendían y son trabajos muy dignos y eso es un premio ya en sí. Para nosotros ya era un premio salir con un corto hecho en Teruel, y eso era un regalo porque no es nada fácil reunirnos y poder disfrutar de grabar juntos.

M. T. G. - De Desafío Buñuel han salido cinco cortos maravillosos, así que eso habla muy bien del rally, que la gente está a gusto para poder realizar como creadores sus cortometrajes.

J. S. - El rally y la ciudad ayudan a que eso sea así, la gente hace lo que sea para que el corto salga bien. Eso es increíble.

El redactor recomienda