Síguenos

432_1200x150-bueno.gif banner click 432 banner 432

416_diariodeteruel-web-banner1200x120-vacunacion2022.png banner click 416 banner 416

435_diario-de-teruel-1200x150.gif banner click 435 banner 435

431_1200x150.gif banner click 431 banner 431

El nuevo PGOU de Teruel plantea que el área entre la ronda de barrios y el Carrajete sea residencial El nuevo PGOU de Teruel plantea que el área entre la ronda de barrios y el Carrajete sea residencial
Instalaciones industriales en el barrio de San Julián

El nuevo PGOU de Teruel plantea que el área entre la ronda de barrios y el Carrajete sea residencial

El Ayuntamiento se reúne con los propietarios de la zona industrial
banner click 244 banner 244

El Ayuntamiento de la capital sigue trabajando en el nuevo Plan General de Ordenación Urbana y planteando por sectores el futuro de Teruel, que pasa por promover una ciudad compacta. En esta línea, el Avance plantea que las pequeñas zonas industriales que todavía prevalecen en los barrios tradicionales pasen a ser áreas residenciales. Para explicar a los interesados este planteamiento el Ayuntamiento ha programado reuniones informativas por zonas. Los propietarios de suelo de la zona industrial del Carrajete conocieron hace unos días qué plantea el nuevo PGOU para este área.

“En estos momentos el Ayuntamiento de Teruel sigue trabajando intensamente en el Plan General de Ordenación Urbana”, aseguró la alcaldesa, Emma Buj, tras destacar que se sigue trabajando después de haber recibido todos los informes de las distintas entidades que tienen que pronunciarse sobre el Avance de forma favorable.

Buj detalló que la pasada semana hubo una reunión con los propietarios de las industrias situadas en el barrio de San Julián, detrás de los tanatorios, para explicar la iniciativa incluida en el Avance del PGOU que propone transformar esta zona industrial en una residencial siguiendo la idea  de que la ciudad crezca desde la vía perimetral hacia dentro.

Cuando en 1985 -año del actual PGOU- se diseñó la ciudad las zonas industriales del Carrel y de San Julián estaban en las afueras de la ciudad y no se había construido la vía perimetral. “Hoy en el siglo XXI se entiende que no es compatible tener suelos industriales muy cerca de los suelos residenciales”, recordó la alcaldesa que agregó que se ha planteado que estas dos áreas pasen a ser de uso residencial.

Planteamiento a largo plazo

Incidió, no obstante, en que es “un planteamiento a largo plazo”, porque primero habrá que aprobar el nuevo Plan General y posteriormente hacer los desarrollos de estas zonas, pero la alcaldesa destacó en que este cambio de uso se hace “por el interés general” de todos los turolenses, ya que, “creemos que la ciudad tiene que seguir creciendo de la vía perimetral hacia adentro”, fiel a un concepto de “ciudad amable, con calles amplias y zonas ajardinadas”.

Esto es lo que se trasladó a los propietarios en la reunión celebrada el pasado jueves, donde también se expuso la necesidad de hacer una memoria económica de viabilidad, un documento que, a diferencia de procesos de renovación de planes generales anteriores, ahora tiene gran importancia y “debe de estar bien construida”.

El traslado de las industrias a otras zonas tiene unos costes que habrá que compensar con la construcción de viviendas en el actual emplazamiento y hay que garantizar que todas esas operaciones sean viables económicamente. Por ello, el Ayuntamiento va a solicitar a muchos de los propietarios de estas zonas que se pueda entrar en sus propiedades, para que se pueda hacer una valoración estimativa pero realista, “teniendo en cuenta que cuando se pueda hacer la operación habrán pasado unos años”.

A la reunión asistieron un centenar de personas. Hay que tener en cuenta que la propiedad del suelo afecta a muchos propietarios. Son terrenos de zonas tradicionales de la ciudad de Teruel y los terrenos han pasado en muchas ocasiones de padres a hijos. Una situación similar ocurre en la zona del Carrel, al final de la calle Ollerías del Calvario, y con estos propietarios también se hará una reunión explicativa.

El redactor recomienda