Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

179_2030-1200-x-150-px.png banner click 179 banner 179

201_embou-1200x150.gif banner click 201 banner 201

Varias enfermeras que han aprobado la OPE del Salud exigen quedarse a trabajar en Teruel Varias enfermeras que han aprobado la OPE del Salud exigen quedarse a trabajar en Teruel
Entrada principal al hospital Obispo Polanco de Teruel

Varias enfermeras que han aprobado la OPE del Salud exigen quedarse a trabajar en Teruel

Denuncian la oferta reducida de plazas a pesar de que existan vacantes

Un grupo de enfermeras que ha aprobado la última oferta de empleo público (OPE) del Salud exige poder quedarse en Teruel para ocupar un puesto de personal fijo  y no tener que desplazarse a otro lugar, ya que hay plazas vacantes suficientes. Denuncian que si finalmente les obligan a marcharse, los sitios que dejen libres tendrán que ser cubiertos por nuevos interinos, lo que no tiene sentido.

En el Sector Teruel hay afectadas en torno a 25 enfermeras que se encuentran en esta situación, si bien el problema es generalizado en toda la Comunidad Autónoma después de que la Gerencia del Salud haya publicado la resolución con la relación definitiva de quienes han superado el proceso selectivo, y que incluye el listado de las vacantes ofertadas para que el personal que ha aprobado elija destino.

El problema es que en el Sector Teruel solo se han ofertado 12 plazas para el Hospital Obispo Polanco, cuando las perjudicadas aseguran que solo en este centro hospitalario hay más de 35 plazas vacantes, además de otras en el resto de hospitales y en el ámbito de la atención primaria, donde no se han ofertado plazas.

Obispo Polanco

Delia Villacampa, una de las profesionales que aprobó la oposición y que trabaja en Teruel, explicó que esa decisión de la Administración de ofertar solo 12 plazas para el Obispo Polanco sin ninguna otra opción, va a suponer que la mitad de los interinos del Sector Teruel que superaron la oferta pública de empleo no va a poder quedarse sino que tendrán que coger plaza fuera, probablemente en Zaragoza.

Esta situación se está dando en el conjunto de la Comunidad Autónoma, y los profesionales afectados han emitido un comunicado en el que denuncian que es “inaceptable” lo que les están haciendo y más con la presión que están sufriendo debido a la pandemia y la falta de personal.

Los interinos que aprobaron plaza de personal fijo tienen de plazo hasta el viernes de la próxima semana para entregar la documentación para optar a un destino, pero están esperando a que la Administración pueda rectificar todavía y están enviando escritos a la Gererencia del Servicio Aragonés de Salud para que no tengan que abandonar sus puestos de trabajo al haber plazas vacantes en los mismos que no han sido ofertadas en este proceso.

Revisión de plazas

Fuentes del Salud indicaron ayer que se están revisando las plazas ofertadas en la resolución publicada el pasado 9 de julio en el BOA, y que se está buscando un criterio objetivo y acorde con la legalidad para poder incrementarlas tanto en Teruel como en el conjunto de Aragón.

En el escrito que están enviado las afectadas al Salud se exige que se oferte el número suficiente de plazas en el Sector Teruel,  de modo que se “garantice la permanencia del personal” que actualmente reside en el mismo.

Argumentan que no entienden “cómo habiendo plazas vacantes suficientes en los hospitales y atención primaria de Teruel, no se han ofertado en esta OPE”, y por el contrario se les “obliga a tener que viajar diariamente 350 kilómetros o bien dejar nuestro domicilio familiar”.

Aseguran que eso les va a impedir conciliar su vida laboral y familiar, cuando además no comprenden cuál puede ser el “interés que puede tener el Salud en guardarse esas plazas para ser ocupadas por interinos y no por personal fijo”.

Otros hospitales

Denuncian por otra parte que “la escasa oferta contrasta con la oferta hecha en otros hospitales de Zaragoza, 457 plazas en el Hospital Miguel Servet y 27 en el Hospital Royo Villanova”, lo que supone que “otra vez se vuelve a castigar a los trabajadores de Teruel”.

En los escritos enviados a la Gerencia del Salud las profesionales afectadas inciden en que “tras más de dos años de espera desde que se celebró la prueba de oposición, así como el desgaste originado por la pandemia, donde enfermería lo ha dado todo y ha sido una pieza imprescindible, solo se puede valorar esta actuación como una falta de respeto hacia los profesionales de enfermería del Sector Teruel, a los que se trata como simples piezas fácilmente recambiables”.

Villacampa insistió en que “no es justo” lo que les están haciendo y más después de todo lo que ha pasado este colectivo con la pandemia, por lo que el malestar es generalizado en toda la Comunidad Autónoma.

Exigencias de Europa

Recordó por otra parte que esta oferta pública de empleo surgió en 2018 en todo el país a raíz de las exigencias de Europa de reducir la temporalidad en la Administración pública. “Luego se resuelve la oposición y resulta que te tienes que ir de tu casa”, dijo Villacampa, quien precisó que los futuros traslados para poder volver pueden tardar como mínimo dos años o más. “Esto no es a corto plazo, es una distorsión grave para nosotras cuando se puede solucionar de una manera diferente y que favorezca a los trabajadores, con toda la carga asistencial que tenemos además actualmente”, dijo.

Criticó igualmente que todo el proceso se haya alargado excesivamente en el tiempo para acabar de la manera como lo han hecho cuando hay plazas. Dijo que exigen justicia porque lo que se ha hecho ha sido ofertar las sobras de la oposición que hubo previamente, y reclaman que se saquen las 1.287 plazas que hay hoy en todo Aragón. “Es lo mínimo que exigimos para compensarnos por todo esto porque nos sentimos estafados”, concluyó.

El redactor recomienda