Síguenos

298_1200x150-opticalia.gif banner click 298 banner 298

Acusaciones y fiscalía piden entre 29 y 61 años de cárcel para el Rambo de Requena por el tiroteo de Muniesa Acusaciones y fiscalía piden entre 29 y 61 años de cárcel para el Rambo de Requena por el tiroteo de Muniesa
Detención del Rambo de Requena en junio del año pasado

Acusaciones y fiscalía piden entre 29 y 61 años de cárcel para el Rambo de Requena por el tiroteo de Muniesa

Además, la fiscalía solicita una indemnización de 152.156 euros para uno de los agentes, que resultó gravemente herido, que permaneció varios días en la UCI
banner click 236 banner 236

El abogado de los dos guardias que fueron tiroteados por el Rambo de Requena en Muniesa en junio de 2020, Jorge Piedrafita, pide, en sus conclusiones provisionales ante la celebración del juicio, 61 años de cárcel, mientras que la acusación particular en representación de la Asociación Unificada de la Guardia Civil y la Fiscalía solicitan 29 años de prisión.

En sus conclusiones provisionales, Piedrafita le atribuye los delitos de tentativa de asesinato, lesiones graves, atentado contra agentes de la autoridad, robo en casa habitada, robo de vehículo, conducción temeraria, tenencia ilícita de armas y coacciones graves.

Además, la fiscalía solicita una indemnización de 152.156 euros para uno de los agentes, que resultó gravemente herido, que permaneció varios días en la UCI y tuvo que ser intervenido en quirófano en varias ocasiones.

El proceso contra Pedro Lozano, alias el Rambo de Requena, avanza por tanto en la Audiencia Provincial de Teruel una vez que las acusaciones han formulado ya sus conclusiones provisionales.

Jorge Piedrafita, abogado de la Asociación Española de Guardias Civiles y de los dos guardias que fueron tiroteados por el Rambo de Requena, ha indicado a Efe que la pena que pide es más más del doble que la solicitada por el Ministerio Fiscal y las otras acusaciones.

Eso es debido, ha agregado, a la "extrema gravedad" de los hechos, ya que, según recuerda, "un peligroso delincuente con antecedentes intentó acabar con la vida de dos agentes ejemplares" de la Guardia Civil (uno de los cuales resultó gravemente herido) "cuando protegían la seguridad colectiva para evitar la comisión de más delitos contra la ciudadanía".

Piedrafita ha explicado que ahora queda pendiente de conocer el escrito de la defensa y que se señale la celebración de la vista del juicio oral, en la que ejercitará "una acusación firme y contundente para lograr la pena máxima" y tratar de conseguir que un delincuente peligroso tarde mucho en ver la luz de sol "y se resarza adecuadamente al guardia herido y al resto de ciudadanos afectados".

En la vista, para la que están citados más de treinta testigos y peritos, Piedrafita asegura que trabajará "sin descanso" para acreditar la culpabilidad del Rambo de Requena "con todas las garantías y requisitos del ordenamiento jurídico".

El Rambo de Requena, un delincuente al que se le atribuyen robos violentos y asaltos en el entorno de la población valenciana que consta en su apodo, fue herido y detenido el 8 de junio de 2020, tras una búsqueda de días entre las provincias de Teruel y Valencia y después de herir a su vez a un Guardia Civil en Muniesa de un disparo y de intentar abatir a su compañero.

El detenido y el agente herido fueron trasladados con heridas de carácter grave a la UCI del Hospital Miguel Servet de Zaragoza, aunque los dos evolucionaron de forma favorable de sus heridas unos días después.

El redactor recomienda