Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

179_2030-1200-x-150-px.png banner click 179 banner 179

Armillas, la vida en un barrio rural sin internet y escasa cobertura de  televisión y móvil Armillas, la vida en un barrio rural sin internet y escasa cobertura de  televisión y móvil
Armillas depende de Vivel del Río y sus pobladores son gente ya jubilada

Armillas, la vida en un barrio rural sin internet y escasa cobertura de televisión y móvil

La carretera a Vivel, municipio del que depende, es estrecha, llena de curvas y muy peligrosa

Armillas es un barrio rural de Vivel del Río con pésimas comunicaciones. No hay Internet, apenas se ve la televisión y la señal que entra de telefonía móvil solo se puede coger en determinados puntos y según qué horas. Además la carretera oficial a Vivel del Río es un verdadero peligro por su estrechez y sus contínuas curvas cerradas, más de un centenar en 8 kilómetros. También sufre problemas de agua con contínuas averías y un depósito pequeño. Arrmillas tiene 14 vecinos censados, pero en verano se alcanza los 300.

Armillas saltó a los medios de comunicación hace un lustro   por un litigio con la minera “Sabater”, que usaba un camino privado sin permiso alguno, destrozándolo con el paso de los camiones y llenando de polvo la localidad. Este camino une Armillas con la carretera autonómica 222  para ir a Zaragoza, donde vive la mayoría de los hijos y descendientes de la pedanía, o a Utrillas para comprar.

Los vecinos llegaron incluso a cortar en 2017 este camino privado que  une la localidad a la Autonómica 222 sin tener que dar un gran rodeo de más de 20 kilómetros. Los vecinos lograron que la empresa minera no utilizara este camino particular.

El presidente de la Asociación Cultural de Armillas, Miguel Morte, reseñaba que el camino no se ha acondicionado, (es de tierra y lleno de baches y había un presupuesto para ello por parte de la Administración), porque unos vecinos del pueblo no dieron la autorización de cesión de tierras por lo que la única vía que queda es que el camino se haga carretera oficial y se pueda expropiar. 

Vivel del Río


Y es que la carretera oficial la TE-V-1148, que une Vivel del Río con Armillas está en pésimo estado y es muy peligrosa por su estrechez con más de cien curvas, 112, en 8 kilómetros según tienen contadas los habitantes de Armillas. A esta situación se tiene que sumar la abundante gravilla suelta.

En esta línea de quejas las telecomunicaciones en Armillas son nefastas. Internet no hay, la televisión se ve mal y la señal de la telefonía apenas entra en determinados puntos del casco urbano y según a qué horas. “Hay muy poca cobertura”, denuciaron los vecinos Manuel Sánchez, Alejandro Palmero y Rafael Torres.

Esta falta de casi nulas telecomunicaciones es lo que impide que en Armillas se instale para teletrabajar alguna persona joven y con ello que el pueblo tenga más futuro.

Otras carencias que tiene Armillas es la falta de pavimentación de algunas calles y de mejhora del cementerio, competencia del Ayuntamiento de Vivel del Río.

Población activa

En Armillas la población es jubilada. No hay  población activa. Los que cultivan las tierras y tienen explotaciones ganaderas son de Hoz de la Vieja, Vivel del Río y Montalbán.

En Armillas la población emigró a las grandes urbes en busca de un trabajo con el que poder alimentar a su familiar. Fueron las décadas 40-70, en la que el pueblo pierde a una sexta parte de la población, de 300 a principio de la Guerra Civil, hasta 50 en 1970.



En los censos de los años 1900 y 1950 tenía una población de 331 y 269 habitantes respectivamente. Los puntos más habituales para la emigración fueron la cercana Zaragoza y Barcelona y unos pocos a Valencia. “Los jornales que se hacían  hasta que duró la explotación de las salinas ayudó a que se mantuviera la población hasta cuando se pudo”, reseñaron.

Armillas en servicios anda muy cojo. El panadero sube a Armillas dos veces a la semana pero solo en verano. Igulamente la venta ambulante sube a Armillas en verano. Para la visita médica hay que desplazarse a Martín del Río. El cura se acerca a Armillas para las fiestas de agosto pero en honor a San Jorge. “Son unas buenas fiestas las que celebramos. Hay muy buen ambiente”, comentaron Manuel Sánchez, Alejandro Palmero y Rafael Torres.

Patrimonio religioso

Las fiestas patronales en honor a San Jorge, patrón del pueblo, fueron trasladadas del 23 de abril a agosto, coincidiendo con las vacaciones de los veraneantes, llegados mayoritariamente de Zaragoza y Barcelona.

Lo que está en muy malas condiciones es el patrimonio religioso de Armillas  concretamente su monumental iglesia parroquial muy afectada por las humedades. “La iglesia está en muy malas condiciones, muy afectada por la humedad que se mete con la lluvia por las naves laterales que se tiraron de una iglesia que era grandísima para el pequeño municipio que ha sido Armillas”, denuncian los vecinos.

Armillas en el siglo XVIII sólo lo habitaban aproximadamente 225 personas. La iglesia es de mayores dimensiones que otras de pueblos con mucha más población. La iglesia parroquial de Armillas  en los años 80 del siglo pasado se tuvo que cerrar por amenaza de ruina. la Iglesia fue declarada monumento histórico-artístico al inicio del siglo XX. y se tuvieron que derribar las naves laterales, la sacristía y su bella torre. Queda la portada y parte de la nave central.

Destaca también Armillas el buen aspecto que tienen sus casas, muy arregladas y cuidadas, sin inmuebles en ruinas, salvo la reseñada iglesia parroquial en honor a San Juan Baustista. Miguel Morte apuntó que desde hace más de tres décadas Armillas siempre ha tenido casas en obras y por eso está tan arreglado. Armillas en la actualidad es segunda residencia y lugar de veraneo de un par de cientos de personas. Todas las casas están prácticamente reconstruidas en Armillas.

El redactor recomienda