Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

179_2030-1200-x-150-px.png banner click 179 banner 179

El Museo Salvador Victoria clausura la exposición ‘Abstractio’ El Museo Salvador Victoria clausura la exposición ‘Abstractio’
Patricia Allende (tercera por la izquierda), junto a algunos de los visitantes que acudieron al museo de Rubielos de Mora

El Museo Salvador Victoria clausura la exposición ‘Abstractio’

La autora, Patricia Allende, ofreció una visita guiada por la sala

La fotógrafa madrileña Patricia Allende ofreció el pasado sábado 9 de octubre una visita guiada por la sala de exposiciones del Museo Salvador Victoria de Rubielos de Mora, que acogen su exposición Abstractio, como acto oficial de clausura, aunque los visitantes rezagados todavía tendrán la oportunidad de ver su trabajo hata mañana, 12 de octubre. El acto se cerró con una conferencia a cargo de Ricardo García Prats, crítico de arte y director del propio museo, titulada La fotografía en el mundo del arte.

Abstractio, de Patricia Allende (Madrid, 1954), permite conocer las algunas de las líneas de trabajo de una fotógrafa que ha evolucionado desde el paisaje a la abstracción en sus tres décadas de actividad, y también su querencia a la obra del propio Salvador Victoria, pintor y grabador que da nombre el museo de Rubielos, con quien comulga artísticamente a través de las formas geométricas, los círculos y las esferas.

Esa inspiración en Victoria se adivina en algunas de las fotografías más recientes de la muestra, que fueron realizadas ex profeso para esta muestra, y que conviven con algunas anteriores en el tiempo, pertenecientes a algunos de los primeros trabajos de la madrileña. Todas tienen en nexo común de usar la abstracción como un vehículo expresivo hacia un mundo de sensaciones y sentimientos interiores que, si bien responden a la visión y el mundo interior de Allende, “conducen también a cada mundo interior del espectador”, asegura ella. Ese es una de las grandes virtudes de la abstracción.

Abstractio de Patricia Allende, hermana por cierto de otra ilustre fotógrafa como es Ouka Lele, es la exposición número 50 de las temporales que han podido visitarse en el Salvador Victoria. Ese número tan redondo coincide además con la primera de fotografía que puede verse en esta pinacoteca, con motivo de lo cual Ricardo García Prats, que la dirige, ofreció el sábado, tras la visita guiada por la exposición, una conferencia sobre la fotografía como actividad artística.

García Prats admitió que el museo tenía un debe con la fotografía, pero que “ese vacío ha empezado a llenarse con una artista importante”, en referencia a Allende.

Ricardo García Prats realizó un dibujo de los principales hitos históricos en el desarrollo de la fotografía desde los primeros daguerrotipos de finales de la década de los treinta del siglo XIX, y planteó el interrogante esencia de si es la fotografía una forma de expresión artística, por encima de una técnica utilitaria. En opinión de García Prats, “la fotografía no es sino un medio, como el óleo o la acuarela. Se utiliza para crear arte pero no podesee derecho intrínseco que le confiera tal calidad”. Con todo, “la fotografía comparte la creatividad del arte porque su ejecución exige necesariamente la existencia de imaginación”. “Cualquier fotografía, incluso una toma casual, representa tanto una organización de la propia experiencia como la reproducción de una imagen mental. El tema y el estilo de una fotografía nos revelan los mundos internos y externos del artista”, asegura.

El redactor recomienda