Síguenos

457_1200x150-bueno.gif banner click 457 banner 457

Pancrudo cierra el festival con un público entregado y con muchas ganas de Gaire Pancrudo cierra el festival con un público entregado y con muchas ganas de Gaire
La compañía Girmagic, ayer en el escenario del Porchegao con su espectáculo ‘Hai, un pez dorado’. José Díez Bey

Pancrudo cierra el festival con un público entregado y con muchas ganas de Gaire

La afluencia fue menor, pero las actuaciones fueron completas y equilibradas
Cruz Aguilar

Un público muy entregado, que se puso en pie tras prácticamente todas las actuaciones, aunque sensiblemente inferior a las ediciones previas a la pandemia, disfrutó durante todo el fin de semana en Pancrudo de la XIV edición del Gaire, el Festival Internacional de las Artes Escénicas.

La emoción del reencuentro con el ambiente del Gaire se palpó todos los rincones de Pancrudo: “Había muchas ganas de ver espectáculos, pero también de encontrarse con la gente, de fluir por las calles”, relató el director artístico del festival, Pascual Herrera. Los organizadores notaron ese calor humano no solo en los fuertes aplausos tras cada actuación, sino también en que muchos se acercaban a felicitarles a ellos y a los propios artistas por la calidad de las actuaciones.

Los espectáculos también funcionaron muy bien: “Estamos muy satisfechos, este año ha sido muy completo y equilibrado todo, no podemos decir que haya habido ni un pinchazo en una actuación”, argumentó el responsable artístico.

Herrera indicó que los aforos no se controlan y que todos los espectáculos estaban llenos, aunque había varios simultáneos a la vez, “pero la sensación es de que había un poco menos de gente”. Algunos de los asiduos al festival, que en otras ocasiones están en Pancrudo todo el fin de semana, pasaron solo un día por motivos de organización familiar.

Los bilbaínos de Zirkozaurre, con su espectáculo ‘Kobr3’ ayer en Pancrudo. José Díez Bey

Entre el público había numerosas familias en autocaravana y tienda de campaña, un tipo de “turistas culturales que cada vez va en aumento”, dijo Herrera.

En cuanto a la colaboración, el director artístico señaló que fue buena, aunque aclaró que “siempre se busca más apoyo porque no cobramos entrada y el esfuerzo por parte del público se agradece”.

Entre los espectáculos más aplaudidos estuvo el de Chicharrón Flamenco, Sin Ojana, que gustó tanto que algunos de los asistentes se quedaron a las dos sesiones programadas. También fue muy aplaudido Feas, de Maracaibo Teatro, que abordó el tema del feminismo.

De forma paralela al Gaire se desarrollaron dos exposiciones, Trazando Huellas, en la que colaboran diversos artistas del colectivo Resiliencia Rural. La muestra se expuso en la ermita del Pilar de la localidad. Además, hubo otra exposición en el edificio El Horno dedicada al Proyecto Talha, para mostrar el trabajo del voluntariado juvenil de atención a la diversidad funcional con la población refugiada saharaui. Ambas propuestas contaron con un goteo constante de público a lo largo de todo el fin de semana.

El redactor recomienda