Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

El CD Teruel inicia una nueva etapa con la idea de asentar al equipo en Segunda División de la RFEF El CD Teruel inicia una nueva etapa con la idea de asentar al equipo en Segunda División de la RFEF
De izquierda a derecha Ramón Navarro, Víctor Bravo y Fran Gracoa

El CD Teruel inicia una nueva etapa con la idea de asentar al equipo en Segunda División de la RFEF

Víctor Bravo y Fran Gracia repiten como máximos responsables deportivos

Con la intención de dar pasos hacia la profesionalización y la idea de asentar al primer equipo en la Segunda División de la RFEF el CD Teruel presentó ayer de forma oficial la renovación del cuerpo técnico que dirigirá al equipo la próxima temporada. Con Víctor Bravo al frente de la primera plantilla y Fran Gracia al frente de la dirección deportiva, ambos confirmaron la predisposición a mantener un bloque de entre diez y once futbolistas con aquellos que celebraron el ascenso hace unas semanas. El resto se con la llegada de jugadores contrastados que lleguen con la intención de aportar al grupo el salto de calidad necesario para hacer frente a un reto de máxima exigencia.

Ramón Navarro, presidente de la entidad, reiteró durante la presentación la ilusión por asentar el proyecto del CD Teruel en una división que, tras la reestructuración planteada por la Federación Española (RFEF), inicia su andadura esta próxima temporada. “Hay que tener los pies en el suelo. Nuestra ilusión es lograr la permanencia, pero soñando un poco nos gustaría mínimo consolidarnos en la misma”.

En este mismo sentido llegaban las palabras de Víctor Bravo, que cumplirá su segunda temporada como entrenador, en torno a las posibilidades del equipo para el siguiente ejercicio. “El primer objetivo es la salvación. Somos un equipo que venimos de Tercera y tenemos que adaptarnos a la exigencia de la nueva categoría. De todas formas si hacemos las cosas bien porque no soñar. Poco a poco iremos viendo donde nos encontramos”.

Para dotar al grupo de esa tranquilidad el club está planteando un presupuesto bastante más ambicioso. En la asamblea general celebrada hace unas semanas se llegó a hablar de una cifra de entre 500.000 y 600.00 euros para poder completar una campaña tranquila. “”Estamos en una categoría más cara-insistió Ramón Navarro-. Ahora estamos trabajando en el `presupuesto para definir las cantidades que finalmente podemos tener para la plantilla. Estamos a mitad de camino pero con muchas ganas de trabajar”.

Superar los 1.000 socios

Aparte de las aportaciones que el club pueda obtener desde diferentes vías, el plan que están diseñando valora la opción de ampliar la masa social que se vincule con la entidad. “Esto no tendría sentido si no fuéramos como mínimo 1.000 socios. Siempre que hemos subido de categoría los aficionados se han apuntado en mayor medida. El último año que estuvimos en Segunda B fuimos cerca de 1.200 socios”, señala el presidente.

Con la nueva situación deportiva diseñada por la RFEF los equipos implicados tienen que iniciar un proceso hacia una mayor profesionalización de sus estructuras. Entre ellos se centra la idea con la que trabaja Víctor Bravo que pasa por una mayor implicación del grupo que tendrá bajo sus órdenes esta temporada. “Vamos a intentar entrenar un día más a la semana y hacerlas todos juntos. En total trabajaremos en cinco sesiones, más el día de partido. Además también queremos realizar una especia de concentratión en pretemporada. Este tipo de detalles son algunos de los que hacer ver que vamos para arriba. No queremos volver a Tercera y tratamos de asentar las bases para un proyecto más profesional. El club también esta trabajando para contar con otras personas que aportarán ideas nuevas e incluso la posibilidad de contar con más patrocinadores. Es un reto muy bonito para el club y para la ciudad”.

Contactos

A nivel deportivo los contactos con los jugadores ya han comenzado. Si a nivel de incorporaciones los pasos se van dando muy escalonadamente, el cuerpo técnico ya ha otorgado las primeras cartas de libertad. “Estamos trabajando mucho y nos gustaría acertar con las incorporaciones y las bajas. Da pena hablar con los jugadores que no van a seguir porque hemos tenido un grupo excelente, pero tenemos que mirar por lo que entendemos que es lo mejor para el CD Teruel a nivel deportivo”, asegura el propio entrenador.

Con el ascenso en el bolsillo y todavía sin completar la relación de equipos que finalmente estarán en la Segunda División De la RFEF ya que hay competiciones todavía sin finalizar, en el club no se tiene clara la distribución de los 90 participantes dentro de los cinco grupos repartidos por toda la geografía nacional que se van a establecer. “Para nosotros jugar con los del Levante siempre resulta muy atractivo-señala Ramón Navarro-. Cuando así ha sido se ha visto un mayor ambiente de fútbol por la ciudad, pero lo que tenemos claro es que tenemos que estar incluidos junto al resto de equipos aragoneses. Donde nos metan aceptaremos”.

El grupo vasco

Habitualmente la segunda alternativa pasa por estar agrupado con los representantes vascos, navarros y riojanos. “Es un tema en el que nosotros nada tenemos que decir-señala Fran Gracia, director deportivo de la entidad-. Cada uno tienen sus aspectos positivos. Los vascos tiene menos experiencia, pero los levantinos presentan escenarios ideales y parece que es un tipo de equipos que gustan más en Teruel”.

Desde su responsabilidad insiste en que de cuaqlquier forma el diseño general de la plantilla no estará influenciado por esta circunstancia. “La ubicación en un grupo u otro no va a influir. Tenemos claro que nosotros tenemos que hacernos fuertes en Pinilla y hay muchos clichés establecidos en torno al fútbol de estos grupos”.

Diseño de la plantilla

Para llevar adelante el proyecto el director deportivo quiere un grupo formado por unos 20 futbolistas, “de ellos entre diez y once serán de los que consiguieron el ascenso”.

Para completar el grupo se buscan jugadores “que nos puedan dar un salto de calidad”, exploca Fran Gracia. Por el momento lo que está claro son los componentes de una lista de bajas en la que están incluidos Raúl Monforte, Alejandro Roy, Daniel Torcal y Javier Rami. Mientras que los renovados son, por el momento, Taliby Diakité, Julen Hualde, Kevin Lacruz, Borja Romero, David Aparicio y Héctor Otín. Mientras que están muy avanzadas las conversaciones con Ibra Camara y Carlos Javier. “Con el resto hablaremos estos días”.

A esta relación también se incorporarán los nombres de algunos canteranos que ya formaban parte del roster. “En pretemporada también participarán algunos chicos de las categorías inferiores”, aseguró Fran Gracia.

El redactor recomienda