Síguenos

457_1200x150-bueno.gif banner click 457 banner 457

El Pamesa Teruel no puede tampoco esta vez con Río Duero Soria El Pamesa Teruel no puede tampoco esta vez con Río Duero Soria

El Pamesa Teruel no puede tampoco esta vez con Río Duero Soria

Los naranjas pierden por 0-3
banner click 241 banner 241
El Pamesa Teruel no pudo tampoco esta vez con Río Duero Soria, que se llevó los tres puntos de Los Planos tras someter al equipo naranja, que fue perdiendo fuelle según iban cayendo los parciales. Los numantinos ganaron por 0-3 (23-25, 22-25 Y 12-25) demostrando que están al menos un punto por encima de los naranjas y confirmándose como uno de los conjuntos a tener en cuenta en la Superliga 2022-2023. 

El equipo de Torcello saltó a por todas, con un opuesto brasileño enchufado, haciendo buenos los temores y las precauciones de Aitor Toribio sobre su peligrosidad y con el punta ucraniano certero y brillante.  

El colocador Rubén Lorente buscó con sus dedos a sus atacantes generando peligro por todas las zonas y tratando de pillar a pie cambiado al bloqueo celeste que sufrió para parar los intentos de Teruel. 

Al Pamesa Teruel se le escapó la primera manga por poco. Después de haber remontado con tres extraordinarios puntos de Stas que pusieron en empate a 22 en el marcador de Los Planos, los sorianos lograron remontar para terminar anotándose el primer parcial por la mínima (23-25). 

El segundo arrancó de igualdad y, de acuerdo a los pronósticos del míster naranja, el saque local marcó de nuevo las diferencias, logrando alejar la pelota de la red complicándole la vida a los atacantes numantinos. Víctor Méndez adelantó a los suyos primero con un bloqueo y después con una K1 inalcanzable para la defensa visitante. Sin lugar a dudas, el partido iba a ser distinto de lo que se vio en el encuentro amistoso de pretemporada de dos semanas atrás. Agua pasada no mueve molinos. 

Dos acciones cargadas de fortuna y una discutida decisión arbitral le dieron la primera ventaja a los sorianos en la segunda manga (7-9) obligando a Torcello a parar el juego para templar los ánimos de sus guerreros. Y el parón desembocó en un punto del mexicano Téllez, plenamente integrado en el sistema naranja tras su abrupta y tardía llegada al equipo. También fue el central centroamericano el que volvió a igualar el partido a 11 con un saque directo que no llegó a consumarse en remontada y un error de servicio del americano y una finta de Lucas Lorente devolvían la renta de dos puntos a los del torrezno. 

A pesar de los esfuerzos en defensa de los naranjas, de nuevo el bloqueo le jugó malas pasadas al sistema de Torcello, mandando en más ocasiones de lo que hubiera deseado el técnico argentino el balón rebotado fuera de los límites de la pista lo que permitió a Soria mantener e incluso incrementar su ventaja a los tres puntos (16-19). 

Tal y como predijo Torcello, el partido se tornó lento y trabajado con puntos largos y defensas cerradas en el que aunque no había un dominador claro. El Pamesa Teruel no conseguía tomar la iniciativa y vio cómo los celestes llegaban a los veintes por delante en el luminoso. 

Los turolenses salvaron dos pelotas de set, pero a la tercera los sorianos sumaron el segundo parcial en su marcador poniéndose el partido de cara. 

En el tercero los de Torcello cogieron ventaja nada más empezar, aunque ésta no fue lo suficientemente consistente como para aguantar la reacción soriana que con un remate diagonal del receptor Pelegrín igualaba el tanteo a seis. Un bloqueo triple contra un balón rematado por Neviadomski pudo de nuevo a los castellanos al frente del tanteo (7-9) sin que el Pamesa diese síntomas de tener capacidad de reacción.  

El sistema de Toribio había conseguido neutralizar a Pernambuco y Torcello dispuso un doble cambio de opuesto y colocador buscando aprovechar la rotación, pero fue estéril y la diferencia en el luminoso se fue a los siete puntos (7-14). Vildósola trataba con Muryllo de levantar el ánimo del grupo y un punto del segundo setter ayudó en esta tarea. 

La vuelta a la pista de los titulares llegó con un punto del receptor argentino sobre el bloqueo que no tuvo continuidad con un nuevo blockout naranja. 

Un ace de Mourinho llevó de nuevo a los celestes a los veintes, duplicando el tanteo del Teruel, para que Lorente hurgase un poco más en la herida con una finta en zona 3. 

Los esfuerzos de los naranjas se notaban estériles en un tercer set que ya tenía dueño. Un remate de Moreno y un balón fuera de los locales terminaron de decidir el marcador dejando a Teruel sin premio en su segundo partido de liga.
 

El redactor recomienda