Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

179_2030-1200-x-150-px.png banner click 179 banner 179

El dinosaurio de Alacón era de gran tamaño y vivió hace 125 millones de años El dinosaurio de Alacón era de gran tamaño y vivió hace 125 millones de años
Zona de prospección en la que trabajan los paleontólogos en Alacón

El dinosaurio de Alacón era de gran tamaño y vivió hace 125 millones de años

La campaña preliminar constata que los restos no son aislados, sino de al menos un ejemplar

El grupo Aragosaurus-IUCA de la Universidad de Zaragoza ha localizado una veintena de fósiles de dinosaurio durante la campaña preliminar de excavación de un yacimiento en Alacón, en el Parque Cultural del Río Martín, que se ha desarrollado esta semana y  que promete significativos avances para la Paleontología turolense. Esta investigación inicial ha permitido determinar que el afloramiento tiene al menos un ejemplar de dinosaurio y que este  vivió hace entre 125 y 129 millones de años.

En una cuadrícula de apenas 10 metros de ancho y tras solo cinco días de excavación, los paleontólogos del grupo de investigación de Unizar han constatado que los fragmentos encontrados   no son piezas aisladas, sino que en este afloramiento habría, al menos, un ejemplar de un dinosaurio con una anatomía que no coincide con las tipologías hasta ahora identificadas en la provincia de Teruel.

Eduardo Medrano, codirector de la excavación junto con la paleontóloga Jara Parrilla Bel, explicó que, “tras cinco días de trabajo, podemos afirmar que no es un yacimiento con huesos aislados, sino que nos encontramos con al menos un dinosaurio”. En este sentido, con una investigación sobre el terreno que apenas acaba de comenzar, Eduardo Medrano enfatizó que “todavía no estamos seguros ni podemos decir que haya varios” ejemplares juntos en este afloramiento de la Comarca de Andorra Sierra de Arcos que se encuentra próximo al casco urbano de Alacón. Esta es una hipótesis que se confirmará cuando se lleven a cabo próximas campañas de excavación.

Zona de trabajo

Lo que han localizado en esta cuadrícula excavada durante esta semana los paleontólogos y sus colaboradores son “huesos de las patas” de un animal, aunque lo que llena de esperanza a los investigadores es que “el yacimiento continúa” más allá de esa cuadrícula inicial. Es decir, quedan todavía muchos huesos por destapar.

A priori, se trataría de un ejemplar de dinosaurio de gran tamaño que vivió hace 125 o 129 millones de años, según se ha determinado a partir de las formaciones rocosas en las que están fosilizados los huesos. Pertenecería al periodo Barremiense o a la formación Blesa.

El ejemplar de Alacón se encontraría en un gran lago, según Medrano. “Estaríamos ante un gran lago, en una zona costera o similar, y el dinosaurio se ubicaría en un punto concreto en el que el nivel del mar bajó”. Se cree que “el yacimiento se formó en una especie de lago carbonatado que provocó que el dinosaurio quedara enterrado rápidamente, lo que permitió su conservación”. En cuando al animal, “no sabemos si murió aquí o fue arrastrado hacia el interior del lago”, añadió Medrano. Los huesos están muy fragmentados, y  aunque “completos, están muy delicados”.

Los paleontólogos han recuperado alrededor de 20 fragmentos fósiles de las patas del dinosaurio. Para la extracción de los fósiles, cada pieza se envuelve junto con la roca a la que están adheridos. Los separarán de ésta  en el laboratorio, donde se analizarán y se estudiarán por separado, después de aportarles un consolidante para que no se estropeen.

Será en el laboratorio donde se tratará de identificar el ejemplar al que pertenecen, si bien hasta ahora “los restos que hemos encontrado no se parecen a los de otros dinosaurios que se han identificado en la zona”, dijo el investigador.

Los investigadores terminaron la prospección previa este viernes tras una semana de excavación.

Estudio científico

El próximo año se llevará a cabo un estudio científico para tratar de identificar la especie. “Habrá que ver si se trata de una conocida o si estamos ante un ejemplar nuevo y desconocido hasta la fecha en la provincia de Teruel”.

Lo que sí se sabe “por los huesos del pie encontrado, es que podría tratarse de un dinosaurio de 8 metros de longitud desde la cabeza a la cola y que tendría la cadera a unos dos o tres metros de altura”.

Los huesos encontrados tienen que estudiarse para corroborar si, como parece, tienen unas características distintas a los de otros ejemplares documentados en la provincia. “Los huesos tienen características que no habíamos visto en otros yacimientos de por aquí o en otros dinosaurios ya descritos, así que ya veremos si es una especie nueva o si su estado de desgaste nos está confundiendo”, añadió el experto. A priori,parecen distintos, pues “los que recuperamos cuando vinimos en su momento a investigar no parecen los mismos que los de otros ejemplares y eso nos hace pensar que podría no ser uno de los dinosaurios que conocemos, aunque también podría ser que se hubieran deformado como consecuencia de la tectónica o por la fuerza de la presión”, añadió.

Hueso de dinosaurio recuperado en el yacimiento de Alacón

Con todo, el trabajo de laboratorio ayudará a determinar esta información. Estudiando al detalle los restos  también se podrán realizar otras comprobaciones a partir de los periodos de crecimiento que se observen dentro de cada uno de los huesos. Con este trabajo se podrá al menos “estimar si se trata de un ejemplar juvenil, adulto o senil”, enfatizó el paleontólogo codirector de la excavación.

Otros ejemplares

En la zona del Parque Cultural del río Martín se han encontrado otros ejemplares de dinosaurio aunque no de la antigüedad del de Alacón. El de Ariño ronda los 100 millones de años, esto es, 20 millones de años menos que el ejemplar de Alacón y que vivió en un periodo diferente.

De esta misma edad se describió un reptil volador en Obón y “conocemos otros dinosaurios en la zona de Galve, además de algunos otros yacimientos que se encuentran en la localidad de Josa, lo que muestra la biodiversidad de este periodo en todo el Parque Cultural”, afirmó el paleontólogo.

Los restos se recogen junto con la roca a la que están adheridos

 

El redactor recomienda