Síguenos

309_1200x150-tienda-tervalis.gif banner click 309 banner 309

‘Vozes en o zierzo’, la dignificación del catalán y el aragonés de Vicky Calavia ‘Vozes en o zierzo’, la dignificación del catalán y el aragonés de Vicky Calavia
Imagen del documental dirigido por Vicky Calavia, con guion de Iris Campos, Maite Moret y Javier Giralt

‘Vozes en o zierzo’, la dignificación del catalán y el aragonés de Vicky Calavia

La proyección del audiovisual en Zaragoza servirá para celebrar el Día de la Lengua Materna

La cineasta aragonesa Vicky Calavia estrenó ayer en Zaragoza el documental Vozes en o zierzo/Veus en el cerç/Voces en el cierzo. Aragonés y catalán, nuestras lenguas, con motivo de la celebración del Día de la Lengua Materna. La puesta de largo de esta producción de la dirección general de Política Lingüística del Gobierno de Aragón, que ahonda en las raíces lingüísticas de la Comunidad Autónoma, fue una de las casi 150 actividades que se van a realizar en medio centenar de localidades aragonesas para conmemorar la efeméride, desde ayer y durante los dos próximos meses.

El audiovisual tiene una duración de 72 minutos y ofrece un recorrido por la historia de las lenguas en Aragón desde la romanización hasta la actualidad desde perspectivas tan diversas como la literatura, la cultura, la sociología, la enseñanza o la protección legal.

En Aragón se hablan hoy tres lenguas propias: el castellano, lengua oficial, empleada por el 100% de la población autóctona; el aragonés, que utilizan unas 25.000 personas en el norte del territorio, y el catalán, hablado desde la Ribagorza hasta el Matarraña por 55.500 aragoneses, según datos del Instituto Nacional de Estadística.

El documental de Vicky Calavia, con guion de Iris Campos, Maite Moret y Javier Giralt, parte de la Edad Media, cuando la expansión ligada al fenómeno repoblador dio paso a un esplendor durante el siglo XIV, que se comenzó a truncar en 1412, cuando el Compromiso de Caspe y la llegada de la dinastía Trastámara supuso la introducción del castellano en la cancillería y la alta cultura y el retroceso del aragonés que, no obstante, se mantuvo vivo en las clases populares.

La derogación de los Fueros de Aragón (1707) y las políticas de castellanización de Felipe V provocaron que las lenguas del reino entraran en los llamados sieglos foscos. A pesar de ello, entre estos siglos XVII y XIX aparecieron los primeros trabajos lexicográficos con nombres como Lorenzo Palmireno, Jerónimo Blancas, Siesso de Bolea, Mariano Peralta, Jerónimo Borao, Joaquín Costa, Saroïhandy, Milà i Fontanals, Domingo Miral, Rafael Gastón, Vicente Ferraz o Benito Coll.

Ya en el siglo XX, el romanticismo atrajo a romanistas extranjeros como Umprhey, Schmitt, Kuhn, Rohlfs, Krüger, Wilmes y Bergman o Elcock, que sumaron sus esfuerzos a la labor de Navarro Tomás, Juan Moneva, Casacuberta, Coromines o Antoni Griera. No obstante, según las tesis del documental, la Guerra civil y la dictadura truncaron la trayectoria investigadora que apenas continuó en universidades europeas (Thompson, Mott…) y la labor de la Institución Fernando el Católico o del Instituto de Estudios Pirenaicos, con filólogos y lingüistas como Alvar, Buesa, González Guzmán, Arnal Cavero o Ballarín Cornel.

Según explica el documental dirigido por la zaragozana Vicky Calavia, la década de 1970 es la del resurgimiento para el aragonés y el catalán de Aragón, que se ha traducido en una multiplicación de las publicaciones en las que destacan los nombres de Ánchel Conte, Francho Nagore, Luzía Dueso o Eduardo Vicente de Vera en el aragonés, y Jesús Moncada, Teresa Jassà, Desideri Lombarte o Josep Antoni Chauvell en el catalán, premios, estudio y difusión de estas dos lenguas, enseñadas en los centros educativos y protegidas por la Constitución española, la Carta Europea de las Lenguas, el Estatuto de Autonomía y la Ley de lenguas de Aragón, que contemplan el derecho a su promoción y su uso ante la Administración,

En los últimos años, el esfuerzo invertido por entidades sin ánimo de lucro, ayuntamientos, comarcas, entidades sociales, empresas y por el Gobierno de Aragón, se ha traducido una mejor consideración social y una mayor difusión de nuestras lenguas propias.

Todo ello se ha plasmado en un documental que ha contado con la participación de algunos de los más prestigiosos estudiosos del aragonés y el catalán de Aragón. Con una duración de 72 minutos, la música ha corrido a cargo de Joaquín Pardinilla, la cabecera y animaciones son de Sergio Duce sobre el grafismo del proyecto Vozes en o zierzo/veus en el cerç/voces en el cierzo realizado por Ana Bendicho de Novo Diseño, la locución ha corrido a cargo de Eva Magaña y la edición de Álvaro Mazarrasa.

Día de la Lengua Materna

Aragón celebró ayer el Día de la Lengua Materna –una jornada instituida por la Conferencia General de la UNESCO en 1999, que busca promover el multilingüismo y la diversidad cultural– con cerca de 145 actividades programadas en 50 localidades en colaboración con 71 entidades. En esta ocasión, el lema sobre el que gira la celebración es El uso de la tecnología para el aprendizaje multilingüe: desafíos y oportunidades, con el objetivo de centrar el debate en torno al papel potencial de la tecnología para avanzar en la educación multilingüe y apoyar el desarrollo de una enseñanza y un aprendizaje de calidad para todos.

Con motivo de esta efeméride, el Departamento de Educación, Cultura y Deporte, a través de la Dirección General de Política Lingüística, organizó un amplio programa cultural que se extenderá a lo largo de los meses de febrero, marzo y abril.

El catálogo de actos previstos –en el que se han incrementado las actividades virtuales–incluye muestras de teatro infantil, conferencias, mesas redondas, talleres, presentación de libros, tertulias, cómics, cuentacuentos, conciertos, concursos de fotografía, sesiones de cine, guías de lectura, jornadas de poesía y documentales web, entre otras.

La UNESCO destaca la importancia de las lenguas maternas y locales como medios para salvaguardar y compartir las culturas y las sabidurías que encierran. Finalmente, la UNESCO persigue poner de relieve que el uso de las lenguas maternas en un marco plurilingüe es un componente esencial de la educación de calidad, que es la base para empoderar a las mujeres y a los hombres y a sus sociedades y para construir un futuro más justo y sostenible para todos.

Promoción

La Dirección General de Política Lingüística trabaja por el reconocimiento y la promoción de las lenguas propias de Aragón: el aragonés y el catalán de Aragón. En esta línea, cuenta con una web oficial www.lenguasdearagon.org, donde se puede encontrar un repositorio de materiales para la investigación, la docencia y el conocimiento de la realidad lingüística de Aragón. Quienes se acerquen hasta este portal encontrarán también documentos técnicos, noticias de actualidad e información sobre eventos, subvenciones y premios.

En esa línea de trabajo, a finales del año pasado se puso en marcha nueva biblioteca virtual, desarrollada por la cátedra Johan Ferrández d’Heredia –impulsada por el Gobierno de Aragón y la Universidad de Zaragoza–. BIVIRÁ (Biblioteca Virtual de l’Aragonés), disponible en https://bivira.lenguasdearagon.org/, que recopila más de 3.000 libros y documentos en aragonés y catalán de Aragón.

Esta biblioteca virtual se suma así al resto de herramientas puestas en marcha por la Dirección General de Política Lingüística del Ejecutivo para fomentar las lenguas propias de la Comunidad, como la web http://aragon3l.lenguasdearagon.org/, el diccionario digital castellano-aragonés Aragonario (con más de 40.000 entradas en aragonés y 30.000 en castellano), el traductor TraduZe, varias apps turísticas multilingües, un sintetizador de voz, el reconocedor de voz (en proceso) ReconoiXe y el Plantero de Parolas de l’Ortal, con más de 300 palabras de la huerta aragonesa.

A todas estas iniciativas se suma la elaboración de una serie de mapas de toponimia en la que se recogen los topónimos de la localidad, tanto geográficos como de elementos patrimoniales y que ya cuenta con especiales dedicados a Cretas, Valdeltormo, Nonaspe y Mequinenza.

El redactor recomienda