Síguenos

416_diariodeteruel-web-banner1200x120-vacunacion2022.png banner click 416 banner 416

435_diario-de-teruel-1200x150.gif banner click 435 banner 435

439_1200x150-iaacc.gif banner click 439 banner 439

431_1200x150.gif banner click 431 banner 431

Teruel fue la provincia aragonesa con más aumento de los accidentes laborales en 2021: un 16,79 % Teruel fue la provincia aragonesa con más aumento de los accidentes laborales en 2021: un 16,79 %

Teruel fue la provincia aragonesa con más aumento de los accidentes laborales en 2021: un 16,79 %

UGT Aragón presenta el Informe de Siniestralidad Laboral
banner click 244 banner 244

Aragón contabilizó el pasado año 18.573 accidentes en jornada laboral (incluidos los in itinere), que son un 9,42 % más que el año antes, y fue en la provincia de Teruel donde más aumentaron, un 16,79 %, según el Informe de Siniestralidad Laboral que ha presentado el secretario de política industrial y sindical de UGT Aragón, José de las Morenas.

De las Morenas, en rueda de prensa, ha reclamado este martes mayor atención a los riesgos psicosociales y declarar la covid-19 como enfermedad profesional.

Según ha dicho, en 2021 se ha producido un "incremento notable" de los accidentes en todos los sectores, "en unos más que en otros", y también en itinere, un 35,85 % más con 2.232 accidentes durante el traslado al puesto de trabajo, con el resultado de cuatro personas muertas.

Pero ha incidido además en el elevado número de accidentes laborales sin baja, 24.207, por lo que ha considerado necesario un mayor control por parte de la administración por las repercusiones que pueden tener este tipo de accidentes, porque "muchos de los que se configuran como leves son graves y pueden dar lugar a un marco de intervención", ha apuntado De las Morenas al recordar que los siniestros graves son objeto de control por parte de la Inspección de Trabajo.

De los 16.448 accidentes registrados en jornada de trabajo en 2021 (excluidos los in itinere), un 6,61 % más que un año antes, 16.302, fueron leves, 131 graves y 22 mortales (uno más que en 2020), y de los que 14 se produjeron en la provincia de Zaragoza frente a los 11 del año anterior.

Los accidentes de trabajo en jornada han aumentado en las tres provincias con respecto al año anterior, y también fue Teruel la provincia donde se produjo el mayor incremento, con un 13,52 % y 1.822 sucesos.

En Zaragoza se contabilizaron 11.194 accidentes en jornada y 1.811 en itinere, un 7,49 y 35,13 % más, respectivamente, mientras que en Huesca se notificaron 3.439 accidentes en jornada y 254 en itinere, que suponen aumentos del 0,67 y 23,90 %, respectivamente.

Las enfermedades profesionales aumentaron un 36,57 % con respecto al año anterior hasta las 478.

El índice de incidencia, el ratio que valora con mayor exactitud la accidentabilidad relacionando el número de accidentes con la población afiliada a la Seguridad Social, también aumentó al pasar de 28 en 2020 a 29,4 trabajadores accidentados por cada 1.000, como ha explicado María José Salvo, técnica de salud laboral de UGT Aragón.

El sector industrial fue el que mayor aumento de la siniestralidad sufrió (un 11,32 %) con 4.947, seguido de la construcción con un incremento del 10,77 % y 1.965 accidentes; el Agrario un 6,38 % con 1.350 siniestros y servicios, que contabilizó un 3,08 % más y 8.193 accidentes.

Tras el estudio de las distintas variables, el perfil de la persona accidentada en Aragón es un hombre (23 eran hombres y 3 mujeres), con un promedio de edad de 48 años que pertenece al sector servicios (11 fallecidos), que trabaja en una empresa de menos de 25 trabajadores con una antigüedad de más de 3 años y con contratoindefinido.

En cuanto a la causa de la muerte se debe a las condiciones de trabajo en primer lugar, seguido de patologías no traumáticas.

De las Morenas ha incidido asimismo en las 222 patologías derivadas de la covid-19, que UGT pide que sea reconocida como enfermedad profesional para que se preste un tratamiento adecuado y se reconozca a los trabajadores que sufren la denominada "long covid" y se ven sometidos a una "indefensión" y con quienes, a su juicio, "las administraciones tienen una deuda".

Pero para ello reclama que se conozca quien sufre esta patología y actualizar los datos de los trabajadores que han estado de baja ante la disparidad de las cifras que manejan el ISLA y los ministerios de Trabajo y Sanidad.

También reclama que se preste atención a la Salud Mental, "la gran olvidada", ya que considera que las secuelas de la pandemia van más allá de los aspectos físicos en términos de salud y preocupan las consecuencias psicológicas que está ocasionando en el ámbito laboral, la necesidad de identificarlas y prevenirlas.

En este sentido, desde UGT se pide la reactivación de la mesa de riesgos psicosociales que "aborde este abandono de la salud mental y un tratamiento adecuado para distintas patologías como es la ansiedad o el estrés".

"Las empresas tienen la obligación de abordar esas situaciones y una vez reconocidas tratarlas como enfermedad profesional, pero no hay datos porque no se declaran y aquello que no se conoce no se previene", ha advertido De Las Morenas.

En el campo de los riesgos psicosociales, UGT aboga asimismo por la creación de una "red centinela" en Atención Primaria con profesionales formados para detectar un posible origen laboral de la patología que sufre el paciente y también que las empresas cuenten con delegados sindicales porque, ha dicho, "una empresa más sindicalizada es más segura".

Y en el ámbito estatal, UGT pide la actualización del Listado español de Enfermedades Profesionales Español para que incluya las patologías relacionadas con los riesgos psicosociales. 

El redactor recomienda