Síguenos

338_1200x150incendios.gif banner click 338 banner 338

347_1200x150-festivales-verano.gif banner click 347 banner 347

Todos los pueblos de la provincia mantendrán sus ambulancias, que serán vehículos de soporte vital Todos los pueblos de la provincia mantendrán sus ambulancias, que serán vehículos de soporte vital
Una ambulancia de Soporte Vital Avanzado, el viernes junto al Hospital Obispo Polanco

Todos los pueblos de la provincia mantendrán sus ambulancias, que serán vehículos de soporte vital

El Consejo de Gobierno aprueba una reorganización del servicio con más inversión y más personal
banner click 244 banner 244

El Consejo de Gobierno aprobó la nueva propuesta para reorganizar el transporte sanitario urgente en Aragón elaborada por el Servicio Aragonés de Salud. Se licitará por 127 millones de euros para cuatro años, con 200 trabajadores más y se pasará de 2.000 a 10.000 horas de presencia física. La previsión es que el nuevo servicio comience a prestarse a principios de 2023. En Teruel, todas las ambulancias convencionales se trasforman en Soporte Vital Básico (SVB) y se multiplica por seis las horas presenciales de este tipo de vehículo.

Desde el Gobierno de Aragón  se destacó que esta propuesta garantiza mejores equipamientos y tiempos de respuesta, más presencialidad de los recursos y mayor dotación de personal.

El presidente de Aragón, Javier Lambán, explicó en rueda de prensa tras el Consejo de Gobierno que el presupuesto de licitación previsto para el nuevo contrato supera a la actual adjudicación en unos trece millones de euros anuales, pasando de 19 a 32 millones de euros al año. Las horas semanales de presencia física de las ambulancias se multiplican por cinco, pasando de unas 2.000 a más de 10.000, sin hacer distinción entre fines de semana y días laborables. Y el personal aumenta casi en 200 personas, alcanzando los 700 trabajadores.

Lambán aseguró que se trata de un paso “trascendental” y “fundamental” para el transporte sanitario urgente y que “mejora la calidad” con un esfuerzo presupuestario y de dotación técnica “como nunca se había hecho”.

El presidente recordó que este servicio se complementará, además, con los helicópteros del 112, los cuales incorporarán próximamente la posibilidad de vuelo nocturno.

En cuanto a los vehículos previstos para la atención de la urgencia, en el nuevo modelo habrá únicamente dos tipos: Soporte Vital Básico (SVB), que cuenta con conductor y técnico y es activado en caso de traslado técnico; y Soporte Vital Avanzado (SVA), donde se incluyen las UME (médico, enfermero, conductor y técnico, con 24 horas de presencia física los 365 días al año) y las UVI (conductor, médico y enfermero) y que se utilizan cuando se prevé una necesidad de asistencia sanitaria en ruta.

Lambán subrayó que ningún municipio que tenía ambulancia convencional la perderá si no que verá mejorada la prestación. De hecho, todos los vehículos de este tipo (solo con conductor y con guardias localizadas) se sustituyen por los de SVB (con 12 o 24 horas presenciales diarias). De esta forma, en Aragón pasará de haber 45 vehículos de este tipo a 67.

Y a todo ello se añade, como apuesta estratégica del Departamento de Sanidad, la incorporación de dos nuevos recursos: Soporte Vital Avanzado con Enfermería (SVAE), para apoyo al transporte secundario en los hospitales periféricos; y un Vehículo de Intervención rápida (VIR).

En total, habrá 90 vehículos destinados al transporte sanitario urgente en Aragón, que se activarán por parte del Centro Coordinador de Urgencias (CCU) en función de las necesidades de cada paciente.

Tanto el presidente autonómico como la consejera de Sanidad, Sira Repollés, pusieron el acento en la mejora de la calidad del servicio, el esfuerzo presupuestario y en la dotación técnica. “Se cumple nuestro compromiso de eliminar brechas en la prestación de servicios, ya sea en el medio urbano o en el rural”, indicó Lambán.

Leyenda

En la provincia de Teruel se mantendrán los 23 vehículos que hay ahora pero con la sustitución de las ocho ambulancias convencionales por soportes vitales básicos, lo que supone una mejora en el servicio. De esta forma el territorio turolense mantiene tres UME (en Teruel, Alcañiz y Monreal del Campo) y dos UVI (Teruel y Alcañiz). A los diez vehículos de SVB que existen ahora (Andorra, Cantavieja, Utrillas, Albarracín, Mora de Rubielos, Calamocha, Híjar, Mosqueruela, Teruel y Alcañiz) se sumarán las de Alcorisa, Mas de las Matas, Orihuela, Sarrión, Muniesa, Cella, Perales del Alfambra y Valderrobres, que en estos momentos son ambulancias convencionales.

En conjunto, dispondrá de tres UME, dos UVI, y 18 SVB. El tiempo de presencia de estos últimos dispositivos pasa de 45 horas al día a 276 horas, es decir, seis veces más.

En la provincia de Zaragoza habrá 40 vehículos: Zaragoza (trece), Calatayud (tres), Ejea (dos), Tarazona (dos), Bujaraloz, Caspe, Alagón, Fuentes, Utebo, La Almunia, Belchite, Illueca, Épila, Sos, Zuera, Ariza, Borja, Cariñena, Daroca, Tauste, Luna, Herrera de los Navarros, Maella y Sástago. En conjunto, dispondrá de cinco UME, tres UVI, un SVAE, un VIR y 30 SVB. El tiempo de presencia pasa de 229 horas al día a 576 horas al día.

En la provincia de Huesca serán 27 dispositivos más tres de carácter estacional: Huesca (cuatro), Jaca (dos), Monzón (dos), Barbastro (dos), Fraga (dos), Binéfar, Hecho, Aínsa, Biescas, Castejón de Sos, Broto, Sariñena, Graus, Benabarre, Lafortunada, Benasque, Canfranc, Sallent, Foradada, Sabiñánigo. En conjunto, dispondrá de cinco UME, tres UVI, y 19 SVB. A estas se suman tres refuerzos estacionales. El tiempo de presencia pasa de 103 horas al día a 408 horas al día.

La prestación del transporte sanitario urgente se lleva a cabo a través del 061 Aragón, que moviliza el recurso más adecuado para cada caso atendiendo a criterios de gravedad, proximidad y disponibilidad. El Salud mantiene el control sobre la actividad principal, que es la atención sanitaria de urgencias y emergencias, a través del 061 y de los centros de salud, y solo subcontrata las actividades complementarias, como conductores, técnicos y vehículos.

La actual adjudicación concluye este año, en el mes de julio, de ahí la necesidad de licitar un nuevo contrato, que tendrá una duración de cuatro años. Habrá una prórroga del actual hasta que se complete el proceso administrativo para la adjudicación del nuevo contrato que se estima que entrará en vigor a principios de 2023.

La consejera de Sanidad destacó el incremento en recursos humanos y materiales y el aumento presencialidad. Aseguró que se mejora el servicio con “unos estándares de calidad difícilmente superables”.

En cuanto a las bases, Repollés detalló que se darán las condiciones necesarias para que los trabajadores puedan realizar sus horas de presencialidad en las condiciones requeridas. La titular de Sanidad defendió que “lo ideal” es que estos vehículos estén a las puertas de los centros de salud o los consultorios locales pero reconoció que en ocasiones, por las características del edificio, no es posible y que se está “en diálogo constante” con las comarcas y ayuntamientos para disponer de instalaciones públicas para estos equipos.

Satisfacción en el territorio turolense con las mejoras para la población

El presidente de la Diputación de Teruel, Manuel Rando (PSOE), mostró su satisfacción por el nuevo modelo de transporte sanitario urgente aprobado por el Gobierno de Aragón en un consejo extraordinario. “Ya esperábamos esta noticia. Supone una mejora en Teruel, Alcañiz y en todos los pueblos de nuestra provincia”, aseguró.

Sobre la transformación de las ambulancias convencionales en unidades de Servicio Vital Básico (SVB) para traslados técnicos, dotadas con conductor y sanitario, el presidente de la DPT señaló que la provincia de Teruel no ha perdido ningún servicio “sino todo lo contrario”. “Todas las ambulancias de la provincia de Teruel van a ser de servicio vital, al menos SVB. Aparte de ser una satisfacción ya esperada para todo nuestro medio rural, ya que supone un servicio cualitativamente muy superior, se sumarán nuevos servicios como ya informó el Gobierno de Aragón con el anuncio de vuelos nocturnos. Ya se está trabajando en su ubicación”, comentó.

Ante “aquellos partidos políticos que de forma interesada intentaron confundir a los y las turolenses”, Rando destacó que se ha cumplido “todo lo que dijo el presidente del Gobierno de Aragón, la consejera Mayte Pérez o lo que yo decía desde la Diputación provincial”. “Es una apuesta más por un servicio sanitario dentro del medio rural. También de mejora del servicio en la capital y Alcañiz, con más horas de localización”, concluyó.

Los municipios turolenses que tienen ambulancias convencionales vieron peligrar este servicio y ahora valoran muy positivamente que se mantenga el servicio y se mejore.

El alcalde de Muniesa, José Luis Iranzo (PP), aseguró que en este pueblo toda la zona de salud estaban “contentos y felices” por el mantenimiento de un servicio que consideró “un derecho que nos pertenece” porque la zona rural debe tener los mismos servicios que la urbana.

Para el alcalde de Muniesa el cambio respecto a los primeros planteamientos en los que se podrían haber suprimido vehículos se ha producido por el movimiento reivindicativo que se produjo. “Sin los vecinos y el MAR (Movimiento de Acción Rural) y todos los partidos en conjunto que lucharon por los intereses de los pueblos no se hubiera conseguido”, afirmó.

Una opinión similar manifestaba el alcalde de Alcorisa, Miguel Iranzo (PP), que recordó “la presión social” y consideró “lógico y justo” que se cuente con este servicio.

Por su parte, el alcalde de Orihuela del Tremedal, Rafael Samper (PAR), destacó la “sensibilidad” que ha demostrado el Gobierno de Aragón por mantener las ambulancia y recordó que el Ayuntamiento de Orihuela mantuvo a presión para no perder “un servicio que se fundamental para no perder población”.

En este sentido, Samper recordó que Orihuela está muy lejos de los hospitales y tiene mucha población mayor y defendió que con dos ambulancias en la Sierra de Albarracín se garantiza la atención.

 

El redactor recomienda