Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

Importancia de los juegos preliminares Importancia de los juegos preliminares

Importancia de los juegos preliminares

Las practicas sexuales llamadas preliminares, no son en realidad la antesala de nada, sino que son sexo en sí mismas, y que relegan, por ejemplo, al sexo oral, a las caricias y a la masturbación a un segundo plano, en donde lo único importante es alcanzar el orgasmo por medio de la penetración, y esto contribuye a formar y fomentar muchas falsas creencias alrededor de lo que es el sexo. Una vez aclarado esto, vamos a daros algunos consejos para disfrutar más y mejor de estas prácticas sexuales.

Tomate tu tiempo


Lo primero que debemos tener claro es que cada persona es un mundo, a cada cual le excitan determinados estímulos y de determinada manera, por lo tanto, tienes que auto descubrir qué te gusta y cómo te gusta y con cada persona con la que tengas una relación sexual lo mismo. Para esto, paciencia y tranquilidad, no es algo que se pueda hacer con prisas, necesitas quitarte todos los prejuicios, los complejos y los tabúes que tengas para poder explorar bien todos los rincones y todas las maneras posibles de estimular.

Teniendo esto en mente, lo más importante para tener una relación sexual satisfactoria es la comunicación, debes tener la capacidad de comunicar a tu pareja tus gustos y deseos y la capacidad de escuchar activamente los suyos.

Crea un ambiente propicio


Una recomendación que, si tenéis tiempo, es muy excitante es crear un ambiente adecuado, con velas, incienso, aceites de masaje, lencería o disfraces eróticos, sales de baño, luz cálida y tenue, música que os resulte estimulante o, incluso, poner de fondo algún relato erótico para ir entrando en calor.

Otro extra que podéis añadir a vuestras relaciones sexuales, son los juegos de pareja, ya sea el mítico dado de posturas, hasta los más completos juegos que cuentan con un tablero, un vibrador, unas esposas, y muchas otras cosas para poder pasar por diferentes temáticas y retas que te plantean este tipo de juegos, pasando por el sexo oral, masajes, etc.

También es importante no ir directo a los genitales, todo nuestro cuerpo puede ser una zona erógena, prueba a estimular a tu pareja con caricias, besos, plumas, con juguetes con vibración, con lo que más os excite. Tómate tiempo para recorrer su cuerpo, el cuello, el contorno de la boca, los muslos, los pezones, etc.

No hay una técnica mágica y universal, debes descubrir lo que le gusta a cada persona y tener en cuenta que sus gustos pueden cambiar en el tiempo o del estado en que se encuentre la persona.