Síguenos

298_1200x150-opticalia.gif banner click 298 banner 298

Ciudadanos suspende a su portavoz en Alcañiz de militancia por unas declaraciones machistas Ciudadanos suspende a su portavoz en Alcañiz de militancia por unas declaraciones machistas
Joaquín Galindo

Ciudadanos suspende a su portavoz en Alcañiz de militancia por unas declaraciones machistas

El edil se arrepiente de lo dicho, y dice que asumirá lo que decida el partido
banner click 236 banner 236

La comisión de régimen disciplinario de Ciudadanos (Cs) en Aragón ha suspendido de militancia a su único concejal y a la vez portavoz de grupo en el Ayuntamiento de Alcañiz, Joaquín Galindo, por unas declaraciones que realizó en el último Pleno municipal a cuenta de la escuela concertada, en las que se refería a la relación de pareja que mantuvo con su mujer cuando ésta era alumna del colegio La Inmaculada (concertado)

Las palabras que han desatado la apertura de un expediente disciplinario se produjeron durante el debate de una moción del PP a favor de “garantizar la libertad de elección educativa de las familias”. Durante su turno, Galindo justificó su abstención en la votación en lugar de su voto favorable diciendo: “cuando mi mujer iba a las Anas (refiriéndose al colegio concertado La Inmaculada de Alcañiz), con el uniforme de faldita gris, nunca me ha excitado más que en aquella época, con que mire si me gustan los uniformes de las monjas”.

Las reacciones en el Pleno no se hicieron esperar. La primera en contestar al concejal de Cs y en tildar sus afirmaciones de “despreciables y machistas” fue la edil aragonesista (PAR) Berta Zapater, que le afeó su falta de respeto “con aquellas personas que acudimos a un colegio como La Inmaculada”. Al mismo tiempo, la aragonesista le pidió que lo retirara. “Si ha perdido hoy los nervios, eso no le lleva a hacer comentarios como éste. Yo me he sentido bastante ofendida”, añadió. Igualmente se pronunció la también concejal del PAR Ana Belén Andreu, quien instó al alcalde a “no permitir este tipo de comentarios” en el pleno, porque “estamos en un ámbito serio y no en un circo para escuchar payasadas. Al alcalde le toca poner orden”, reivindicó.

Con el fragor del debate, en el segundo turno de palabra, el concejal de Cs respondió a Zapater y a Andreu asegurando que el “ofendido gravemente” con sus “comentarios” era él, y añadió: “cuando yo he citado que le tocaba el culo a mi mujer era porque me dejaba y le gustaba”, momento en el que fue interrumpido por el alcalde, Juan Carlos Gracia, quien encasilló las primeras palabras del edil de Cs “dentro de un ámbito cómico, y yo lo he entendido perfectamente; si quiere continuar continue pero que ha quedado claro que era dentro de un ámbito simpático”.

El PSOE

Las reacciones políticas llegaron ayer. El Partido Socialista (PSOE) trasladó su “condena y rechazo” a las “declaraciones machistas” pronunciadas por el edil en la sesión. El secretario general de la agrupación local y diputado en el Congreso de los Diputados, Ignacio Urquizu, afirmó que “en una sociedad democrática es intolerable que se siga presentando a la mujer con una imagen  sexista”. Para Urquizu “han sido unas declaraciones fuera de lugar que condenamos firmemente. La igualdad entre hombre y mujer es una lucha diaria, como muestra lo sucedido en el Pleno municipal de Alcañiz”.

También se pronunciaron el portavoz del grupo municipal socialista, José María Andreu, y los concejales Manuel Ponz e Isabel Herrera, para quienes el concejal “se expresó de una forma impropia de un representante público”.

Los socialistas también criticaron la actitud del alcalde con respecto a los comentarios de Galindo. “No sólo no supo dirigir el pleno, sino que, además, entre risas, alentó al concejal de Cs”, afirmaron los socialistas, que recordaron lo “crispada” que ha sido esta legislatura, de lo que responsabilizaron a Galindo y a Gracia. “Consideramos que el comportamiento del alcalde también es rechazable. No puede reírse de unos argumentos sexistas y además alentarlos, como hizo. No representa el sentir de la ciudadanía alcañizana y le pedimos que se discuple públicamente. Si no lo hace, no debería seguir ni un minuto más en su cargo”, concluyó José María Andreu.

Desde Ganar Alcañiz pidieron también la dimisión del concejal de Cs. “A un cargo electo que representa a la ciudadanía no se le puede admitir, bajo ningún concepto, este tipo de comentarios machistas y muchísimo menos en el contexto de una institución que debería ser ejemplar como es el pleno de un Ayuntamiento”, señalaron desde la formación de izquierdas en un comunicado en el que también criticaron la posición tolerante que mantuvo el alcalde con las manifestaciones de Galindo. “La ejemplaridad es una condición que los cargos públicos deben de promover y ser garante de ella, por eso igualmente rechazamos  la actitud del presidente-alcalde de la corporación que, lejos de condenar esas palabras en el Pleno, los calificó  de ámbito cómico y simpático”, manifestaron desde la formación de izquierdas.

Por parte de Chunta Aragonesista (CHA), formación que no cuenta con representación política en el Pleno de Alcañiz, la secretaria de Mullers del Consello Nazional, Ruth Pina, reprobó las  “despreciables declaraciones machistas" del edil y lamentó que “encima cuenten con el apoyo del alcalde del PP”. Pina instó a la sociedad a “desterrar este tipo de prácticas tanto de la política como de todos los ámbitos”. 

Desde Bajo Aragón feminista también rechazaron las palabras de Galindo. La formación pidió “más actividades educativas en materia de igualdad de género, más actividades de sensibilización, y de  denuncia ante cualquier acto, hecho o comentario que denigren a la mujer. Todo ello no se podrá conseguir sin una implicación real de toda la sociedad y en especialy de las administraciones públicas”, señaló la organización en un comunicado.

“Asumiré lo que decida Cs”

El concejal de Cs reaccionó ayer a su suspensión de militancia asumiendo la culpa por unas declaraciones que “reconozcon son muy desafortunadas”, afirmó a este periódico. Joaquín Galindo dijo que esperará “a que el expediente disciplinario se resuelva”, aunque ya apuntó que “asumiré todo lo que resuelva Cs, porque como militante debo aceptar la disciplina de partido y lo que se decida acataré y cumpliré, sea cual sea el resultado, leve, grave o muy grave”.

Por su parte, el coordinador local de Cs, Kiko Lahoz, confirmó que “tras la suspensión de militancia hay que esperar unos días para ver cómo procede el partido”. Para Lahoz, las afirmaciones de su portavoz en Alcañiz en el último Pleno “están fuera de lugar y están lejos de los valores que defiende Cs”, aunque quiso dar un cierto apoyo moral a su compañero recordando que “Joaquín Galindo no es así y no dijo esas palabras con malicia alguna”.